Fondo de inversión: Porqué invertir en el mejor es garantía de desastre

¿Llamativo eh? El título de este post te ha atraído… por eso lees estas palabras… Pues lo peor de todo es que es VERDAD: la elección del mejor fondo de inversión según ciertos criterios que el artículo de Marcos Pérez desglosa, se demuestra que es garantía absoluta de desastre tanto en el corto, como en el largo plazo.

Y es que los estudios históricos demuestran que elegir los fondos de inversión que han tenido mejor comportamiento en el año X, no es ninguna garantía de que lo harán igual de bien en el año X+1. Pongamos un caso:

  • Tipo: Fondos de inversión de renta variable EEUU.
  • Año: 2013.
  • Elegimos el 25% que más rentabilidad obtuvieron.

La lógica nos diría: “bueno, estos que han estado en el top 25% en el 2013, espero que en el año 2014, volverán a estar en el top 25%; no pido más; con eso me conformo”. Por tanto, decidimos invertir en este conjunto de fondos de inversión.

¿Cuál es la probabilidad de que esta hipótesis de partida se cumpla? ¿Un 80%, un 50%, un 30%? Dicho de otra forma: es posible que algunos fondos de inversión que lo hicieron muy bien el año pasado, en el siguiente… pues por cualquier causa, no vuelvan a repetir. Pero en fin, si lo hicieron tan bien, no será por casualidad ¿verdad?

¡¡Pues resulta que la evidencia empírica demuestra que SÍ que es por casualidad!! Tan solo un 4% de los fondos de inversión en el top 25%, repite al año siguiente. Y todavía hay más. Si quieres hacer una inversión a largo plazo, mejor saber que a los 5 años, ya no queda NINGUNO de los fondos de inversión en ese puesto de privilegio.

Sobre las razones que explican este comportamiento y sobre cómo podemos paliar esta espiral desastrosa, Marcos Pérez nos ilumina en su artículo.

Nota: Una reseña creo que importante es diferenciar entre lo que aquí comentamos y el ultraconocido aviso: “Rentabilidades pasadas no garantizan rentabilidades futuras”. La comparación que estamos comentando no es exactamente igual a utilizar los fondos con altas ganancias en el año X e invertir en ellos. Sino que estamos seleccionando el 25% de los fondos de inversión que más rentabilidad han obtenido. Pero es posible que esa rentabilidad, en un mal año, sea negativa… cosa que nos llevaría a seleccionar fondos con rentabilidades negativas. Incluso en este caso, el resultado sería el mismo.

Un saludo

David Pla Santamaria (Profesor del Máster en Asesoramiento Financiero y de Seguros de la UPV

Artículo: Buscando al Messi de 2026

Clip de prensa: Boletín semanal