BREVE GUÍA SOBRE INTERESES BANCARIOS: TIPOS Y CARACTERÍSTICAS

Los intereses bancarios están presentes en diferentes transacciones. La mayor parte del público desconoce su existencia o no está al tanto de los efectos que causan. En esta entrada se explicará en qué consisten, sus tipos y principales características.

¿Qué son los intereses bancarios?

Los intereses consisten en una cantidad de dinero que va a satisfacer la cesión de un capital. Es una contraprestación que los bancos consiguen a través de préstamos, créditos u otros productos financieros. Su cobro es totalmente legal, ya que compensa el capital que el banco te está prestando. Además, es una fórmula que permite que la economía funcione de una forma eficiente.

¿Qué tipos de intereses de los bancos existen?

Los intereses de los bancos pueden dividirse en dos grupos: los remuneratorios y los de mora. Los primeros se tratan de intereses generados por la retribución de la cesión de un capital, los cuales estarán pactados por ambas partes. En el caso de los de mora, el interés surge como una penalización en el incumplimiento de un contrato de préstamo. Si no pagas reiteradamente las cuotas, te será aplicado.

La función de los intereses de mora es incentivar a que el deudor no incumpla sus deberes. Por esta razón son especialmente altos, ya que conforman un castigo y un aviso de las consecuencias de no pagar a quien esté dispuesto a solicitar un préstamo o un crédito. Además, estos intereses también pueden pactarse entre ambas partes, lo que evita que sean abusivos.

En definitiva, los intereses bancarios permiten a estas instituciones prestar su capital con garantías y su aplicación es indispensable al tratarse de una compensación al préstamo de dinero. Gracias a este tipo de mecanismos la economía puede funcionar sin mayores inconvenientes, aunque no está de menos que te fijes en los intereses a pagar en préstamos para evitar sorpresas.

Leave a Comment

Your email address will not be published.