¿Dónde puede trabajar un asesor financiero? Parte 9

Los blogs publicados en semanas anteriores sobre ¿Qué necesito para ser asesor financiero? y ¿Dónde puede trabajar un asesor financiero? nos tienen que permitir tener una perspectiva general sobre esta figura cuando desempeña labores de asesoramiento, bien constituyendo su propia empresa, como persona física o jurídica, o bien  al decidir colaborar por cuenta propia como agente financiero  con empresas ya constituidas, como  bancos, sociedades de valores o  gestoras de fondos;  asimismo no podemos olvidarnos de la tradicional, pero cada vez menos frecuente, forma de trabajar por cuenta ajena en las mismas sociedades mencionadas. También nos muestran  el gran interés que tienen por esta figura los grupos aseguradores, sobre todo, a la vista de la evolución del sector financiero. Se prevén, no obstante, cambios normativos sobre la labor del asesoramiento.

Mencionamos, efectivamente, como uno de los proyectos normativos en marcha va dirigido a exigir mayores requisitos de solvencia a los asesores financieros que decidan constituir su propia empresa para asesorar a los inversores, concretamente la obligación de  incrementar, como mínimo, su capital social a 75.000 euros, conforme a la normativa europea. Sin embargo, esta misma reforma parece dejar hueco para que  los asesores personas físicas puedan seguir desempeñando su labor sin cumplir este requisito, es decir, mantener el estatus actual.

Esta excepción puede servir para que el asesor persona física pueda continuar sin mayores requisitos de solvencia, pero además hay esperanza para que se aproveche este proyecto para suavizar el resto de los requisitos exigidos para prestar la función de esta modalidad  de desempeño, siendo en definitiva más acorde este planteamiento con el tamaño y características del modelo del  asesor financiero que constituye su propia empresa como persona física.

La contrapartida puede ser que estos asesores personas físicas no serán ya empresas de servicio de inversión (ESI) y por tanto no podrán trabajar en el resto de la Unión Europea, si bien esto no parece que suponga ninguna merma, a día de hoy, a los planteamientos de este tipo de asesores.

Si todos estos cambios en proyecto culminan en el sentido mencionado, se abren nuevas perspectivas para los asesores financieros, pero incluso para el agente financiero que colabora por cuenta propia con una entidad, pues podría constituir de una manera más simple su empresa y le permitiría trabajar con varias empresas de servicio de inversión.

Dejamos  abierto este blog, por tanto, para ir incorporando  próximas vías laborales que pueden abrirse  en un futuro inmediato a la figura del asesor y del agente financiero.

 

Miguel Lafita
Profesor del Máster en Asesoramiento Financiero de la UPV

 

Este post es la novena parte de una serie de entradas sobre el mismo tema, en el que vamos profundizando sobre ¿Dónde puede trabajar un asesor financiero?

Entra aquí para ver la primera parte
Entra aquí para ver la segunda parte
Entra aquí para ver la tercera parte
Entra aquí para ver la cuarta parte
Entra aquí para ver la quinta parte
Entra aquí para ver la sexta parte
Entra aquí para ver la séptima parte
Entra aquí para ver la octava parte

 

En otra serie de entradas analizamos ¿Qué necesito para ser Asesor Financiero?

 

 

 

Formación acreditada por la CNMV y EFPA
Asesor Financiero (MiFID II)
Agente Financiero (MiFID II)
Asistente Financiero (MiFID II)

Formación Acreditada por el Banco de España
Asesor Financiero en Crédito Hipotecario (LCCI)
Informador Financiero en Crédito Hipotecario (LCCI)

Actualización de Conocimientos
Actualización de Conocimientos en Asesoría Financiera (MiFID II)
Actualización de Conocimientos en Crédito Inmobiliario (LCCI)

 

Leave a Comment

Your email address will not be published.